OS AGRADEZCO VUESTRA VISITA Y POSIBLES COMENTARIOS.

SED BIENVENIDOS.

martes, 21 de febrero de 2012

EUROPA YA PAGÓ

Europa está erigida sobre un mar tenebroso
de sangre y de zarzas abismales
que son huesos humanos.
Ya pagó con largueza la dignidad empeñada
en el altar terrible de los dioses.
Pero los dinosaurios prosiguen su proyecto
de acabar con el hombre y sus derechos,
convertirlo en el sumiso esclavo que fue ayer,
trabajando de sol a sol, barato,
para que todo vuelva a estar como al principio.

No fueron suficientes los diluvios de sangre
de dos guerras mundiales, que inundaron Europa
de espanto y de dolor inagotables,
para ahogar la avidez de la serpiente.
Los millones de muertos en incontables frentes,
la ley del exterminio, los hornos crematorios
de dos atroces guerras, no bastaron
para que el ser humano, larga sombra
que viaja sin descanso al fondo de la noche,
ganara su derecho
a salir a la calle y sonreír,
en sus horas de luz,
viendo crecer en paz a sus cachorros.
La esperanza agoniza, lentamente.

No es el devastador incendio del planeta,
al desplomarse el sol,
la causa del final de la aventura.
De nuevo es la serpiente de los huevos de oro
-depositados en las cajas fuertes-
la que dicta su plan a los esbirros
de someter a todo ciudadano;
enterrarle en el barro la cabeza,
como a un gusano vil, sodomizarlo
para que nunca vuelva a alzar los ojos
al sueño de ser hombre con dignidad y trabajo.

El futuro prometido era esto:
la pesadilla, escrita a largo plazo
por pacientes guionistas,
de esta pavorosa realidad que vivimos.

Elvira Daudet, 21-2-2012

26 comentarios:

  1. es absolutamente legitimo el indignarse con todas las cosas que suceden , los liderazgos están minados, la corrupción alcanzó pilares que creíamos firmes, la justicia ya no usa la venda mira de reojo y calcula
    Necesarias son las voces alzadas, las marchas y los cambios, tiempos agitados, turbulentos pero vivos y necesarios

    tremendo canto nos regalas Elvira, uno no puede hacerse a un lado de la vereda y no decir o hacer nada
    Felicitaciones

    un abrazo desde Chile

    ResponderEliminar
  2. Mi admirada poeta, si fuera un trovador no dudaría en ponerle música a esta poesía; nos llevas de la mano a dar un recorrido por la historia de Europa para terminar aterrizando en la crisis que hoy viene atravesando, y todo de manera magistral.

    Reciba un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Una muy real semblanza de lo que hay y, me temo, lo que habrá, querida dama.

    Mue especialmente cuando dices "...convertirlo en el sumiso esclavo que fue ayer,
    trabajando de sol a sol, barato,
    para que todo vuelva a estar como al principio..."

    Yyo, me permito abundar en ello con estas palabras de Kapuscinsky:

    ... Y empeñados en proteger los bosques
    olvidamos

    que mientras quede siquiera un árbol
    sobre la superficie de la tierra,

    la gente morirá asesinada con palos de madera"

    Un beso y gracias por este valiente poema.

    ResponderEliminar
  4. Tremendo. Y lo dices perfectamente, no se trata de resistir los vaivenes de la vida apelando a la crisis, no. Se trata de que están vapuleando derechos primordiales y lo que es peor se trata de que lo estamos permitiendo. Terrible.

    Gracias por alzar tu voz, por gritar con tu poesía y por decir verdades como puños.

    Un beso grande.

    Ps. sin tu permiso he compartido tu poema por las redes.

    ResponderEliminar
  5. De nada sirben lamentaciones protestas huelgas
    a ellos no les preocupa, tienen sus esbirros
    para calmar los ánimos. Triste y desoladora situación la que nos hallamos, Pueden salvarla
    una nueva identidad politaca? Deberian ir mas
    lejos los indignados y otros...
    Un cálido abrazo
    Ángel-Isidro.
    http://elblogdeunpoeta.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  6. Que se sumen todas nuestras voces a la tuya, a esta voz revestida de dignidad.
    Iría aún más lejos. Me parece que ni siquiera se trata del final de Europa, aunque como siempre ha pasado será su víctima, se trata del final de la civilización como la conocemos. Este neoliberalismo capitalista y salvaje, perdón por la redundancia, nos conduce hacia el abismo. Esos dinosaurios a los que acusas, necesitan más comida, y más, y más... Pero como los viejos dinosaurios ellos desaparecerán también.
    Todavía no se han dado cuenta de que sin nosotros están condenados al mismo desastre, salvo que aceptemos el papel que nos han asignado, el de esclavos.

    ResponderEliminar
  7. Esta es la Elvira poeta con un par que me chifla, la que grita a toda tinta, no te calles nunca (sé que no lo harás) hoy necesitamos tu voz transparente e incisiva, tus dardos ... puede que tardemos, pero me niego a que esto sea el fin de nada, despertemos y reventemos esas fortalezas.

    Besicos y un abrazo enorme

    ResponderEliminar
  8. Mientras haya personas como tú, que piensan, que expresan con potencia lo que sienten, a los esbirros les costará aniquilar. Decía Krishnamurti: "Usted, como humano,solo, sin contar con el apoyo de nadie, tiene que reflexionar claramente sobre los problemas y actuar sin confusión alguna, de tal forma que usted se convierta en un oasis en medio de un desierto de ideas ¿Saben lo que es un oasis? Es un lugar con unos pocos árboles, agua y un poco de pasto, en un desierto inmenso donde solo hay arena y confusión. Eso es lo que cada uno de nosotros tiene que ser en los tiempos que corren, un oasis donde quiera que estemos".
    Gracias por tu sombra y tu agua.

    ResponderEliminar
  9. Tu voz es necesaria,querida Elvira, porque pocos como tú, logran erizarme la piel y hacerme pensar al mismo tiempo. Hace falta alzar el grito, hace falta despertar, por los hijos de los hijos de los hijos de todos en el mundo. Tu poema trasciende las fronteras, porque hoy, el mundo entero vive y sufre el mismo destino.
    Grito contigo, para que la esperanza encuentre nueva linfa para sobrevivir.
    Un abrazo fuerte, con todo mi afecto y admiración.
    Leo

    ResponderEliminar
  10. Suma mi voz a la tuya; la mía y la de todos los que queremos una lucha limpia y una vida digna llena de esperanza.
    Un saludo desde Chile.

    ResponderEliminar
  11. Ya nos anunciabas en otro poema brutal que venían a por nosotros pero este testimonio poético, lleno del privilegio de tu lucidez y solidaridad con el ser humano (ese que defines como una "larga sombra que viaja sin descanso al fondo de la noche"), es un grito de guerra y de denuncia al que me uno.

    Gracias Elvira, siempre, por tu palabra.

    Un abrazo inmenso.

    ResponderEliminar
  12. Mucha razón tienes, Elvira, y como siempre lo dices de esplendida manera. Ahora, temo que lo que estamos viviendo solo signifique el final de la ilusión. La ilusión que la violencia del capital estaba reservada a los “otros”, a las víctimas de los innombrables conflictos periféricos entre el 45 y el presente.

    ResponderEliminar
  13. Queridísima Elvira, todavía nos queda la palabra como dijo Blas, y esa arma cargada de futuro que es la poesía, en palabras de Celaya, que tu empuñas con pasión y con maestría inigualables. Pero soy escéptica, Elvira, lo he dicho muchas veces. La serpiente siempre gana porque cada uno nos conformamos con nuestro propio oasis. Tu magnífico poema nos revuelve la conciencia, nos sacude, nos emociona. Y quedará para la historia de la mejor poesía social y reivindicativa; se estremecerá todo el que lo lea y tenga un resto de conciencia. Pero la serpiente ganará, tú lo sabes y yo lo sé.

    De todas formas, gracias, grandísima poeta, por ponernos delante de los ojos la cruda realidad.

    Besos enormes.

    ResponderEliminar
  14. Puff...qué dureza y qué verdad al mismo tiempo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Un poema inmenso, necesario, veráz. Una voz que remece y alienta a tomar el camino hacia un cambio, aunque la ruta sea difícil.
    Abrazos
    Maffi

    ResponderEliminar
  16. Mi querida Elvira:
    Me maravilla tu forma de escribir exactamente lo que quieres decir, con esa facilidad con la que fluyen tus versos. Recopilas la historia y ahí nos dejas con ese porvenir más que incierto, por no decir ruinoso. Estoy de acuerdo con Leo, tu poema trnsciende fronteras, es necsario y deseo que útil para tantos que vivimos de una cierta ilusión.
    Mil besos, preciosa.

    ResponderEliminar
  17. Tu poema es tremendo, y cierto. El pasado siglo encharcó no sólo a Europa de sangre, tres genocidas: Hitler, Stalin y Truman, llevaron la muerte y el horror por el mundo. Ahora vuelven a cabalgar los jinetes, Próximo y Medio Oriente son los escenarios elegidos, como bien dices en tu poema, la serpiente de los huevos de oro-el maldito capitalismo- quizá ahora vestida de oro negro, antes de anidar en cajas fuertes, dispare de nuevo la destrucción por algunos rincones del planeta. A los dinosaurios de siempre les obsrrva un coloso, China, que ha contribuído- bastante- al desmoronamiento económico actual.¿Dónde encajará su jugada? Tu poema sobrecoge, es clarividente, recio, potente... Y necesario. Un abrazo muy fuerte.

    ResponderEliminar
  18. Es posible que se acerquen tiempos difíciles (para muchos ya llegó), quizá sea el vaivén cíclico del péndulo histórico, y que nos toque a nosotros sortearlo. Será necesaria mucha inteligencia, mucha templanza, además de mucha fortaleza y hermandad, para poder trabajar (incluso luchar si se quiere) al borde del precipício sin que repitamos los mataderos del otro siglo. Quizá nuestras mentes deban de empezar ya a imaginar caminos que no cáigan irremediablemente de nuevo en el caos y en la oscuridad. Después de las contiendas son todos los que han perdido, sin salvedad.
    Los cerebros más nítidos y favorecidos deben de comenzar ya a trabajar, a diseñar esos caminos diferentes que nos saquen de la ruta del burro en la noria y que hagan dar a la Huamnidad un verdadero salto cualitativo, propio ya de un nuevo siglo, el XXI. Probablemente será una prueba muy dura, pero creo que en veinte siglos hemos adquirido experiencia para no caer de nuevo. Seamos frenos muy potentes y mentes muy creativas mientras estemos a tiempo. En todo diálogo las dos partes siempre tienen que ceder un poco y ganar otro poco, y eso es lo que hay que buscar a toda costa siempre.

    Magnífico poema, Elvira. Gracias por decirte en estos tiempos complicados.

    Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
  19. Querida Elvira,
    gracias por poner en palabras los sentimientos de tantas personas, en esta época oscura que vivimos y en la que el miedo nos invade. Sabes que me resisto a no tener esperanza, y además creo que ya en el hecho de escribir lo que nos duele anida la esperanza. Porque la voz hace la tarea de despertarnos, gracias.
    Un abrazo maestra
    María

    ResponderEliminar
  20. Y mira, querida Maga, que queremos ver a Europa "viva" pero es cierto tu poema, tu verso "La esperanza agoniza, lentamente."
    Besazos, besazos, besazos...

    ResponderEliminar
  21. Admirada Elvira:
    Alguien escribe guiones y nosotros, como actores, hemos de seguirlos. Lo que ocurre es que cuando algunas veces improvisamos para mejorar el libreto y nos salimos del texto nos da unos cuantos azotes el director de toda esta farsa. Menuda escuela de actores, y eso que es de pago.
    Besos

    ResponderEliminar
  22. Querida Elvira:

    Caminamos hacia atrás, tienes razón. En pocos años estamos perdiendo derechos que ya habíamos conseguido. Acabarán restándonos del sueldo el tiempo que dedicamos en ir al baño durante el trabajo y haciéndonos trabajar mientras que nos podamos mantener en pie ... o no. Porque no callaremos. No les será tan fácil. Tenemos la Palabra . Y la razón. Y juntos - yo tengo aún la esperanza- seremos invencibles.

    Un abrazo gigante.

    ResponderEliminar
  23. Acabo de escucharla en el recital poético que Paloma colgó en su blog y debo confesarle mi admiración, estoy maravillado con sus versos.

    Reciba un gran abrazo desde Japón.

    ResponderEliminar
  24. Aquellos que atesoran poderes y dineros y que creen poseernos, deberían leerte, querida y admirada Elvira. Si hay algo que los pueda hacer parar, serían tus honestas y sentidas palabras. Pero son sordos y ciegos, no pueden leerte ni escucharte. ¡Lástima!
    Me alegra volver y encontrar letras nuevas en tu casa, que tanto me hacen disfrutar y pensar.
    Un fuerte abrazo y hasta pronto.

    ResponderEliminar
  25. Cuando ni el poeta encuentra salida..la cosa vine mal.. a veces el poeta se hace fuerte sobre los hechos consumados..y critica..pero no le dá para encontrar lo que busca..ya que él esta inmerso en la crisis..
    Denuncia..Creo que aqui el poeta es un reflejo de la realidad...y lo dice crudamente..para que los responsables tomen nota..si ya no la tomaron.. y se hacen lo que no saben...como siempre.
    Saludos desde el sur

    ResponderEliminar